Noticias y Publicaciones
11/07/2019
Publicaciones económicas

Las tensiones comerciales vuelven a ocupar un lugar preponderante en la economía mundial - Barómetro de riesgos por país y por sector

Las tensiones comerciales vuelven a ocupar un lugar preponderante en la economía mundial - Barómetro de riesgos por país y por sector

La primera parte de 2019 estuvo marcada por la caída del comercio mundial, que según nuestras previsiones disminuirá en volumen en el año (-0,7%), a pesar de una ligera recuperación esperada en el segundo semestre de 2019 (Gráfico 2, p. 4). Al mismo tiempo, sin embargo, se espera que el crecimiento económico mundial se ralentice "sólo" medio punto porcentual este año (del 3,1% en 2018 al 2,7% en 2019) antes de permanecer estable en 2020. Y aunque las insolvencias de empresas aumentarán en dos tercios de los países este año (Gráfico 1), en la mayoría de los casos el punto de partida fue bajo. ¿Cómo explicar esta aparente dicotomía entre crecimiento y comercio?

Mientras que el primero sigue apoyado por la resiliencia de las actividades de servicios (con menor comercialización internacional), el segundo sigue estando impulsado por la dinámica negativa de los sectores manufactureros que ya hemos mencionado en los últimos trimestres.

El sector automotriz por sí solo resume las vulnerabilidades actuales de la economía mundial. De hecho, se ve penalizado por los efectos negativos de 1) la ralentización cíclica observada en muchas regiones, 2) los riesgos políticos (en este caso, el proteccionismo comercial) y 3) los cambios estructurales relacionados con las innovaciones y/o los cambios en el comportamiento de consumo (alto nivel de equipamiento para los hogares chinos y la aplicación de nuevas y más estrictas normas anticontaminación que aceleran la transformación de las cadenas de producción regionales en Europa). Por lo tanto, Coface está degradando su evaluación de riesgos del sector automotriz en 13 países (por segunda vez en seis meses para muchos de ellos). Este sector por sí solo representa casi la mitad de las degradaciones de las evaluaciones sectoriales de este trimestre.

Otros sectores afectados por los cambios negativos son el de la distribución y el de la confección textil en Sudáfrica, que se han visto afectados por la desaceleración del consumo de los hogares. También aumentan los riesgos para la energía en Estados Unidos y Canadá, en un contexto de altos inventarios combinados con una reducción en el número de pozos operativos en los últimos meses.

En cuanto a las evaluaciones de los países, dados los crecientes riesgos en el sector automotriz, Coface está degradando las evaluaciones de Alemania (de A1 a A2), que es vulnerable a la disminución del comercio mundial, así como de tres economías que dependen de ella: Chequia y Eslovaquia (ambas de A2 a A3), así como Austria (de A1 a A2). El riesgo empresarial también aumenta en Islandia (degradado a A3). En un plano más positivo, las empresas de Uzbekistán (de C a B) y Kirguistán (de D a C) se están beneficiando de una liberalización política y económica relativa y continuada. Y en el lado sectorial, cuatro sectores han mejorado, incluido el sector metalúrgico canadiense, que se está beneficiando de la eliminación de los aranceles estadounidenses sobre las importaciones de acero y aluminio.

 

Descargar la publicación
Mini-Panorama-BAROMETER-150x215px

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Descargar esta publicación : Las tensiones comerciales vuelven a ocupar un lugar preponderante en l... (3,46 MB)
Parte superior
  • Spanish